viernes, 10 de febrero de 2012

Ponte tu mascara, tu mascara aaaahhh ah aaahhh (8)

Por carnaval... aunque metafóricamente las hay todo el año, de todos los colores, formas y motivos.

A veces se antojan oscuras, claramente desagradables, ni las quieres ni las desearias al prójimo.

Otras, en cambio, son de colores claros, aparentemente llenas de paz, buen aspecto. Pero tienen una llámese "cualidad" de cambiar su apariencia. Una vez cambiada volvemos al primer tipo con la característica añadida de que por reglas generales no se conoce el cambio de esta máscara y te llevas la grata sorpresa.

Las buenas máscaras no existen, lo verdadero es la propia piel, unos ojos que hablan de como te sientes, una risa que no esté tapada por ningún tipo de tela o material, una sonrisa que provoque arrugas con el paso del tiempo.

No hay que buscar buenas máscaras en el estante de tu vida, solo personas verdaderas, atractivamente inteligentes, llenas de valores... Es más complicado pero lo esencial lo es.


Todo esto me vino a la mente por ver a las "victimas" de turno publicar en cualquier parte su desesperado final, el fin de sus días, la desesperación que vive y la más grande de las tristezas.

Las victimas son anónimas, de eso no te quepa duda, el que sufre no lo publica, nunca anunciaría su muerte, nunca te haría chantaje emocional. Despierta, que no te engañe.

Que no te engañen políticos de oscuras máscaras...


Toma el futuro en tu mano y avanti luchando, por si parlando no vale... (8)

No hay comentarios:

Seguidores